Published On: Jue, Jul 31st, 2014

Argentina en suspensión de pagos

 La estrategia de Argentina para solventar el asunto de la deuda parece aclararse: van a dejar que un tribunal norteamericano les declare en suspensión de pagos y les embargue los pagos enviados a los bonistas que sí habían aceptado las quitas y después volverán a pagar a éstos. De este modo, todos cobran y se evita que los que participaron en quitas anteriores ejerzan su derecho a cobrar tanto como el que más cobre porque el pago a los “fondos buitre” no ha sido voluntario. Así todos cobran y Argentina se quita de encima para siempre la losa de la deuda que viene arrastrando desde principios de siglo.

Juez Griesa

Juez Griesa

La República Argentina parece irremisiblemente condenada a una nueva suspensión de pagos en doce años si naufragan de manera definitiva las negociaciones de última hora con los bonistas que no participaron en los canjes de deuda negociados sobre las emisiones de deuda pública. En solo unas horas el país puede ser declarado en ‘default’.

El ministro de Economía de La República Argentina, Axel Kicillof, ha declarado este pasado miércoles de que el país sudamericano “no puede acceder” a lo que reclaman los ‘fondos buitre’ y ha hecho una oferta para que los tenedores de bonos se acojan a un caje de deuda en las mismas condiciones que dispusieron los demás los bonistas que aceptaron los canjes de 2005 y 2010. “Eso no se puede porque Argentina está sometida a sus propias leyes y a los contratos firmados con los bonistas. No podemos hacer ofertas superiores”, ha declarado el portavoz del Gobierno de Argentina tras la reunión con Pollack y los propios ‘fondos buitre’.

Kicillof ha declarado con la firmeza de que hace gala habitualmente (recuérdese su “No pagaremos ni un dólar a Repsol”) que no se va a firmar “ningún compromiso que comprometa el futuro de los argentinos” y ha insistido en que acudirán a cuantos recursos y medios le sean posibles dentro de la legalidad nacional y el sistema financiero internacional para que esta situación que califica de “injusta” no se convierta en un problema que lastre de manera indefinida la posición argentina en los mercados financieros internacionales. En cualquier caso, ha segurado que el Gobierno de Argentina sigue prefiriendo una solución justa para el 100% de los acreedores y se ha enseñado “abierto al diálogo”, pese a insistir en la solicitud de la suspensión de la sentencia del juez.

El mediador en el asunto de la deuda argentina, Daniel Pollack, ha admitido que no se ha llegado a ningún acuerdo en la reunión llevada a cabo este pasado miércoles entre las partes implicadas y ha advertido de que La República Argentina entrará “de forma inminente” en suspensión de pagos. El abogado ha indicado que el ‘default’ “no es una mera condición técnica”, sino más bien “un hecho real y doloroso que hará daño a la gente real”, entre aquellos que incluye a los propios ciudadanos argentinos, a los bonistas y a los inversores extranjeros

 

 



Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Buscar en el portal