" />
Published On: Jue, Mar 17th, 2011

La tecnología espacial española llegará a Marte a finales de año por primera vez en la historia

Europa Press

Garmendia destaca que la colaboración abrirá nuevas líneas de negocio para la industria aeroespacial y Chacón anuncia que España volverá a Marte en 2013 para comprobar “si existe vida”

La ministra de Defensa, Carme Chacón y la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, han presenciado este jueves la firma del acuerdo de cooperación entre España y Estados Unidos para desarrollar la próxima misión de exploración a Marte que tiene previsto llevar a cabo la National Aeronautics and Space Administration (NASA) en el último trimestre del año, y que contará por primera vez en la historia con tecnología fabricada en España.

La participación de España en este proyecto conjunto, que lleva por nombre “Mars Science Laboratory” y que se han encargado de formalizar el director general del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), Jaime Denis, el director general del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), Arturo Azcorra, y el embajador de Estados Unidos en España, Alan Solomont, consiste en la fabricación de una antena de comunicaciones de alta ganancia y una estación de sensores REMS (Rover Enviromental Monitoring Station) que se incorporarán al vehículo explorador o “rover”, conocido como “curiosity”, que tiene el tamaño de un coche y que se encargará de analizar desde el terrero el planeta rojo.

El principal objetivo de esta misión de dos años de duración, en la que España ha invertido 23,5 millones de euros y en la que también participan Rusia, Canadá, Francia y Alemania, es el de realizar estudios científicos que determinen la capacidad de Marte para albergar vida, mediante el análisis de su potencial biológico y el estudio de sus características medioambientales.

De esta forma, la antena que aportará España, suministrada por la empresa Casa Espacio, contribuirá a mejorar la arquitectura de comunicaciones del vehículo, haciendo posible el contacto directo con la tierra, mientras que el REMS, permitirá hacer mediciones de velocidad, dirección del viento, temperatura del suelo y del aire, la humedad relativa, la presión atmosférica y la radiación ultravioleta que llega a la superficie de Marte.

NUEVAS LÍNEAS DE NEGOCIO

Estos dos dispositivos, que han sido desarrollados por el INTA, encargado de aportar los recursos humanos a través del Centro de Astrobiología, y por el CDTI, responsable de financiar las actividades de las empresas españolas que participan en el proyecto, demuestran, tal y como ha subrayado Garmendia, que “España es un país de ciencia”, al mismo tiempo que supondrán la apertura de nuevas líneas de negocio para la industria española en el campo de la fabricación de satélites de comunicaciones y de sistemas de vigilancia medioambiental.

“El proyecto es un ejemplo de los resultados que estamos obteniendo gracias a la fuerte inversión publica en I+D+I de los últimos años”, ha subrayado, para recordar que “España ha duplicado la inversión publica en I+D+I desde el 2004”. “El acuerdo tiene gran importancia para nuestras relaciones bilaterales, y lo tiene espacialmente para nuestro sector aeroespacial que ha recibido un apoyo público en los últimos años valorado en 24 millones de euros”, ha añadido.

Garmendia ha destacado además la aprobación este miércoles por el Congreso de la Ley de la Ciencia, la Tecnología y la Innovación, por la cual le ha felicitado el embajador estadounidense, y la cual supone un paso más para “mejorar las oportunidades para los jóvenes investigadores”. “España es ya un país importante en materia espacial, tanto desde el punto de vista empresarial como tecnológico, y los jóvenes saben que están llamados a formar parte de este gran reto social y económico”, ha reiterado.

ESPAÑA VOLVERÁ A MARTE EN 2013 PARA COMPROBAR “SI EXISTE VIDA”

La ministra de Defensa, Carme Chacón, ha anunciado durante la firma de este acuerdo, que permitirá a España enviar material tecnológico a otro planeta por primera vez en la historia, que “en 2013 la tecnología española volverá a Marte” mediante la aportación de un espectómetro de alta precisión para la analizar la composición del terreno, “que perseguirá comprobar si existió o existe vida en Marte” y que se enmarca dentro de la misión “ExoMars” que lidera la Agencia Espacial Europea (ESA).

“Si hace unas décadas alguien hubiera planteado que España llevaría a Marte lo mejor de su talento y de su capacidad industrial, creeríamos que mas que de ciencia estábamos hablando de ciencia-ficción”, ha apuntado, para destacar que, por el contrario, este proyecto “es pura realidad” y “un magnífico ejemplo de cómo la colaboración científica y tecnológica, civil y militar permitirá a España alcanzar las cotas más altas de calidad y excelencia”.

“Estamos ante un éxito formidable de nuestra ciencia y de nuestra industria”, ha reiterado, al mismo tiempo que ha señalado que “si algo ha demostrado la exploración espacial es que nuestra mente, nuestro ingenio y nuestra imaginación son la verdad frontera y el verdadero y único limite de la humanidad”.

COLABORACIÓN ESPAÑA-EEUU

Por su parte, el embajador estadounidense Alan Solomont, ha valorado la “gran aportación que ha hecho España a este proyecto” y el importante papel que desde hace cincuenta años viene desarrollando en colaboración con Estados Unidos en el campo de la investigación aeroespacial.

“Esta misión es sólo el último paso en el viaje colectivo de Estados Unidos y España en la exploración de los cielos”, ha asegurado para alabar el apoyo que, a su juicio, siempre ha prestado España en este área.

“La cooperación entre la NASA y España se ha mantenido hasta el presente”, ha afirmado, para recordar que España ya participa en la Red del “Deep Space” de Madrid a través un Complejo de Comunicación que permite el contacto con más de 40 sondas y vehículos espaciales dedicados a la exploración del sistema solar, proyecto ejecutado en nuestro país por el INTA, en colaboración con la NASA.



Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>