¿La esposa, más inteligente que el marido?

Lukor.com

¿Es positivo para una mujer ser más inteligente que su marido? ¡Por supuesto! Sólo los hombres que no pueden costearse otros ornamentos sociales buscan esposas inferiores a ellos. ¿Por qué? A menudo porque esconden un gran complejo de inferioridad.

Por consiguiente, en todos los niveles sociales hay hombres que buscan mujeres aparentemente débiles y dóciles, a quienes poder dominar por completo, que no interpongan ninguna objeción y que hagan lo que se les dice sin ningún "si, aunque..." , "y entonces..." o "pero...".

Del mismo modo hay mujeres que, o bien quieren ser dominadas, o están tan deseosas de casarse que lo hacen bajo cualquier circunstancia.

¿Qué hay del "hombre corriente", que no tiene sentimientos de inferioridad, que no puede costearse, ni lo desea, un "ornamento social"? ¿Este tipo de hombre también busca una mujer con poco seso?

Por cierto, este tipo de hombre querrá que su esposa sea lo suficientemente inteligente como para hacer bien su trabajo. No querrá sentirse avergonzado de ella a causa de su estupidez. De hecho, el matrimonio tendrá más éxito si la esposa es lo bastante lista como para mostrarse interesante y sostener relaciones personales satisfactorias.

Aún así, a ningún hombre le gusta sentirse inferior a su esposa. Pero sentirse inferior no es lo mismo que ser inferior. Algunos hombres están secretamente orgullosos de su esposa sabiendo que ella es más inteligente, siempre y cuando lo sea tanto como para no hacerlo sentir inferior, sobre todo frente a sus amigos.

Ciertos hombres, al igual que algunas mujeres, esperan que otros hagan las cosas por ellos. Esta actitud procede de una falta de capacidad para asumir sus responsabilidades. O puede tener origen en un deseo oculto de ser dominado. Cualquiera sea la base, existen hombres a los que les agrada ser dominados por sus esposas. En esos casos, ambos deberían saberlo por adelantado.

El problema no se limita a lo que los hombres en general, o algunos en especial, puedan querer. También existen las demandas sociales. El muchacho y la chica que planean casarse deberían analizar su situación en profundidad, incluyendo sus contradicciones y las posibles formas de superarlas.

Nuestra cultura espera que el marido sea intelectualmente superior a la esposa. Sin embargo, en la mayoría de los casos no lo es ni puede llegar a serlo. De acuerdo a la ley de probabilidades, habrá tantas esposas más listas que sus maridos como maridos más listos que sus esposas. ¿Qué hacer, entonces?

En la vida real, la cosa no funciona tan mal. Por vocación, la esposa es "relegada" durante el embarazo y mientras está criando a los niños. Si le lleva unos cuantos años a su esposa, incluso un marido relativamente inferior puede sobresalir. Y como resultado de los roles que la sociedad espera de cada uno, la mujer habitualmente correrá a media marcha.

Mientras el marido crece vocacionalmente o asciende en su empresa, la esposa está ocupada con los niños, los servicios comunitarios o reuniones sociales que consumen su tiempo y energía, pero que no se reflejan en el ingreso monetario a fin de mes o en el desarrollo de su carrera.

Aún así, todas esas ventajas no siempre hacen que el marido pueda tomar la delantera. Si la diferencia de capacidades entre ambos es considerable, pronto se dejará notar.

Esta situación se puede ocultar mediante una pequeña conspiración tendiente a mantener la ilusión de que el hombre es superior, pero todos sabrán a quién acudir cuando necesiten hacer algo. En la actualidad, esta ficción se hace cada vez más difícil de sostener.

En algunos casos, la esposa superará al marido. El problema se torna entonces bastante serio, sobre todo si el sueldo de ella es más alto que el de él.

Tengo la impresión de que los matrimonios más exitosos son aquellos en los que ambos cónyuges están más o menos al mismo nivel de inteligencia. Podría haber un serio problema en el caso de que ella fuera marcadamente superior, pero ésto no ocurre comúnmente. La mujer que se casa con un hombre itelectualmente superior también puede enfrentarse a serios inconvenientes. Se encontrará más segura si escoge a un hombre de un nivel similar al suyo, así la relación se podrá mantener con más facilidad a través de los años.

Hemos dicho que las posibilidades de que uno de los cónyuges sea superior al otro son iguales. Todas las personas a punto de casarse deben saberlo. No hay justificación para el sentimiento de inferioridad de uno u otro. En cualquier caso, el carácter y la personalidad son mucho más importantes, siempre y cuando cada miembro de la pareja sea lo bastante inteligente como para hacer un buen trabajo.

Vídeos sobre Esposas inteligencia


Hay un comentario
David – D.F.
20 De Septiembre De 2010 - 09:00
Ttulo: Buen post

Muy buen articulo.

"Algunos hombres est

Deja un comentario



?
? ?


Otros articulos
Parásitos mascotas
Síndrome metabólico sobrepeso
Involucrarse problemas ajenos
Tabaquismo tratamientos
Cáncer mama medicamentos
Adolescentes suicidio
Maltrato violencia mujeres
Testamento vital
Parto cesárea
Marcapasos gástrico obesidad
Mujeres Europa trabajo
Comportamiento masivo
Ronquidos
Infidelidad signos
Cocina española S XIX
Disfunciones sexuales
Esposas inteligencia
Agresores mujeres perfil
Ratzinger Papa
EPOC tabaquismo