Superar el dolor

Lukor.com

A lo largo del tiempo la humanidad ha incrementado su producción y reproducción. Tanto las nuevas generaciones como las culturas han desarrollado aspectos o comportameintos de nuestros ancestros que hay sido rescatados, descartados o quizás perdidos. Para la mayoría hemos perdido el sentido del dolor y la aflicción, que es y como manejarlo. ¿Con qué frecuencia escuchamos que a los niños les enseñan sus padres la habilidad de tener un 'sufrimiento sano'? Una cosa que todos hemos experimentado es la pérdida de alguien cercano o muy querido. Como seres humanos que somos, con toda su grandeza, científicamente hablando, empezamos a morir en el momento en que nacemos, por la continua muerte de nuestras células a partir del momento de nacer.

¿Qué es el dolor y el proceso del sufrimiento?

El dolor, definido rápidamente, es nuestra habilidad para enfrentarnos a la pérdida. Mientras que la mayoría de nososros vemos el dolor como una respuesta emocional también se refleja en nuestra dimensión social, cognitiva, de comportamiento, filosófica y física.l El dolor está asociado con la muerte de alguien a quien amamos o a quien tenemos cerca.

Hay dos términos que frecuentemente se usan con el mismo significado hablando de dos aspectos diferentes del dolor. El 'duelo' es el estatus de pérdida y 'el dolor' es la reacción a esa pérdida. Mientras tradicionalmente, cuando hablamos de sufrimiento inmediatamente asumimento que esto significa muerte, pero pérdida pude incluir la pérdida del empleo, de amigos, mascotas, estatus social, del matrimonio, nuestro sentido de seguridad, el orden de nuestra vida, las posesiones, etc. Cualquier forma de cambio en nuestra vida que conlleva una pérdida trae como resultado el dolor. La forma de responder a esa pérdida esta fuertemente influenciada por nuestra personlidad, cultura, creencias familiares, así como nuestras creencias espirituales y religiosas.

Es luto, o duelo, forma parte natural de la vida para todos nosostros, si bien pocas veces es reconocido como tal. La forma de reaccionar a una pérdida puede sobrepasarnos y dañar muchas de nuestras relaciones y numerossos estados profundos de enfermedad mental encuentrarn sus raices en uan peson que en algún momento del pasado sufrió una profunda pérdida.

Los estados del dolor

Em 1969 Elisabeth kubler-Ross publicó un libro 'La muerte y el moribundo'. En él se refería a los cinco escenarios de una pérdida catastrófica. En el texto original estaba refiriendo las emociones de una persona en estado terminal que sabía como moriría. . Estos estados se han identificado como Negación, Enfado, Negociación, Depresión y Aceptación.

Mientras algunos en el campo del apoyo psicológico creen que el proceso del dolor consta de un estado seguido claramente por otro en realidad es más como una espiral donde, uno a uno se pueden volver a visitar los estadios anteriores, muchas veces antes de dejarlo y pasar al siguiente estadio del lproceso. A veces podemos saltarnos un estaio o ir a traves de varios simultáneamente.

Superar el dolor es dificil pero es un proceso que ha de ser completo, al que no puede asignarse una línea temportal que incluya una fecha de terminación. A menuno no es hasta que se ha pasado a traves de los cinco estadios cuando todos tus amigos han cesado en sus expresiones de sumpar´tia y la gente puden que puede volver a sus vida cuanto comienza el verdadero trabajo de enfrentarse al dolor. El proceso del dolor se resume en aceptar la realidad de la pérdida, experimentar dolor por esa pérdida, adaptarnos al entorno sin tener cerca el objeto perdido y reinventar nuestra nueva realidad.

Este proceso solo puede comenzar una vez que la persona ha alcanzado el estado de 2Aceptación" en los cinco pasos vistos anteriormente por que se da un cierto crédito al argumento de que en realidad son 9 los estadios del proceso de duelo y no 5 como muchos profesionales creen, o les han enseñado a creer.

¿Cuánto dura el sufrimiento?

Mientras las culturas a través de la historia de los hombre han asignado periodos de tiempo a este proceo en realidad nunga dejamos de sentir dolor por las pérdidas de nuestra vida. Cuando reflexinamos sobre ese dolor respondemos y reaccionadmos emocionalmente en diverso grado y de por periodos de tiempo variables. Mientras que hay quien afirma que el tiempo cura todas las heridas en el caso de una pérdida no es así., a través del tiempo sufrimos menos intensamente, y quizás por períodos más cortos de tiempo, aprendiento a manejarnos en la vida enfrentándonos a nuestra pérdida, pero raramente olvidamos el objeto de esa pérdida.

La clave del sufrimiento es abrazarse a él y sufrir bien.
Otros articulos