Cuando aún faltan por conocer los datos relativos a Cataluña, las becas concedidas en este cuerso que acaba se han reducido entre 18.800 y 35.000 según quién facilite la información.

Desde el Ministerio de Educación, dirigido por el omnipresente ministro Wert se insiste en que:

  • el importe total de lo dedicado a becas ha sido la única partida que no se ha recortado dentro del Ministerio de Educación
  • las modificaciones del sistema de becas inciden en los aspectos académicos y no en los económicos de manera que la igualdad de oportunidades queda garantizada
  • aumentar los requisitos académicos en tiempos de crisis significa que a los que piden una beca para estudiar se les exige que estudien y primar los mejores resultados académicos favorece a quienes más se esfuerzan
  • subir hasta el 6,5 (sobre 10) la puntuación para obtener una beca no significa centrarse en la excelencia sino incentivar a quienes más estudian y está por encima del clásico “aprobao raspao”

El senador socialista Emilio Álvarez Villazán por su parte ha asegurado que “la modificación del régimen de concesión de becas y ayudas ha dejado sin becas a cerca de 35.000 alumnos”. Según el propio senador

  • “Van a fomentar la excelencia en vez de la faceta de compensación social”
  • el cambio en las condiciones para acceder a una beca es “una barbaridad y un ataque a la igualdad de oportunidades”.

Desde las asociaciones estudiantiles, lógicamente, este cambio del sistema de becas se ve con muy malos ojos y no hace más que sumar una muesca más en las cuentas pendientes con el ministro Wert que a buen seguro le serán reclamadas en las próximas huelgas y manifestaciones en las que participen estos colectivos.

Thinkin' about the code

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here