Published On: Jue, Jun 30th, 2005

Aceite de oliva y cáncer

Europa Press

Un equipo de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones científicas (CSIC) y de la UIB, han descubierto el mecanismo molecular por el cual el aceite de oliva protege frente al desarrollo de cáncer e hipertensión arterial.

El artículo de investigación, publicado en el número de julio de 2005 de la revista Molecular Pharmacology, tendrá importantes consecuencias en el área de la salud, ya que a partir de los descubrimientos realizados se pueden diseñar moléculas con efectos antitumorales y anti-hipertensores mayores que otros fármacos que actualmente se usan y que carecen de efectos secundarios.

Las investigaciones realizadas hasta la fecha mostraban las propiedades beneficiosas sobre la salud del aceite de oliva, pero no se había desvelado el origen de estos efectos. Este descubrimiento, realizado junto a dos universidades de Estados Unidos, y dirigidos por el Doctor Pablo Escribá, del Departamento de Biomedicina Molecular y Celular de la universidad balear, puede suponer un importante impulso para el sector de la oliva y un punto de partida para el diseño de nuevos fármacos antitumorales y antihipertensores basados en la estructura del ácido oleico (el aceite de oliva es ácido oleico en un 80%).

Numerosos estudios demuestran que el consumo de aceite de oliva protege frente al desarrollo de cáncer y enfermedades cardiovasculares. Otros trabajos describen algunos cambios en los niveles de lipoproteínas séricas y otras proteínas reguladoras, que podrían estar relacionados con los efectos beneficiosos para la salud del aceite de oliva.

Sin embargo, ninguno de estos estudios indica cuál es el primer proceso activado por el aceite de oliva para iniciar su acción terapéutica, es decir, el responsable de los efectos beneficiosos para la salud del aceite de oliva.

En el trabajo de Yang y colaboradores se demuestra que el principal componente del aceite de oliva, el ácido oleico, se inserta en la membrana celular y regula la señalización mediada por receptores acoplados a proteínas G.

Estas señales son las que controlan la presión arterial (lo que explica su efecto beneficioso a nivel cardiovascular, reduciendo la presión arterial) y la multiplicación celular (lo que explica la protección frente al cáncer, una enfermedad caracterizada por una multiplicación celular excesiva). Este trabajo descubre, por primera vez, cuál es el paso inicial en el efecto antitumoral y anti-hipertensor del aceite de oliva.

Este trabajo ha sido patrocinado por el Ministerio de Sanidad, por el Ministerio de Educación y Ciencia, por la Fundación Marathon, por la Fundación Genoma España, por el Gobierno de las Islas Baleares (Conselleria d”Economia, Innovació i Hisenda y Conselleria de Salut i Consum), por Lipopharma y por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas.

Además de la relevancia que tiene en el área de la salud, este estudio puede suponer un impulso económico importante para el sector de la oliva, siempre cuestionado y en peligro por multitud de factores. El aceite de oliva es un producto de gran valor nutritivo y cuya importancia en el área de la salud es incuestionable.

Este trabajo viene a aportar la prueba definitiva que demuestra las bases moleculares de los efectos antitumorales y anti-hipertensores del aceite de oliva, ya que los estudios previos sobre poblaciones que consumen elevadas cantidades de aceite de oliva pueden estar influenciados por el consumo de otros productos naturales (por ejemplo, frutas y hortalizas).



Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>