Published On: Jue, May 26th, 2011

Temen un rebrote de la epidemia que ha matado a decenas de delfines

Europa Press

La epidemia de morbillivirus que ha matado a decenas de delfines en los últimos tiempos vive en estos momentos una fase de “silencio epidemiológico”, en la que las muertes de animales han cesado, si bien los expertos no descartan que se pueda producir un “rebrote” del virus, tal y como ha sucedido en otras ocasiones, cuando un segundo pico causó el mayor número de fallecimientos.

De esta manera se manifestaron hoy en Valencia el catedrático y director del Laboratorio de referencia de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) de la Universidad Complutense de Madrid, José Manuel Sánchez-Vizcaíno, y el jefe de veterinarios del Oceanográfic, Daniel García, durante la presentación, junto al director general de la Ciudad de las Artes, Pedro García Ribot, del “Proyecto Sanidad Marina”, dedicado al estudio de las enfermedades infecciosas y toxicológicas de la fauna marina para conocer sus causas y establecer medidas de control.

Estos expertos indicaron que durante los meses de febrero y marzo se ha producido un brote de mortalidad “inusual” más elevado de lo normal en delfines listados, debido principalmente al llamado morbillivirus, “muy similar” al que ya ocasionó episodios de mortalidad en 1990 y 2007 y que ha afectado fundamentalmente a lactantes y neonatos.

En estos momentos, indicó Daniel García a Europa Press Televisión, estamos en una fase de “silencio epidemiológico”, en la que la mortalidad ha cesado, “pero no podemos descartar al cien por cien que no vaya a continuar”. En este sentido, Sánchez-Vizcaíno explicó que estos brotes tienen unos picos de entrada y luego una fase de silencio “con la que puede haber acabado la onda epidémica o puede que se vuelva a activar y haya un segundo brote”, que suele ser más importante y que es el que, en ocasiones anteriores, ha provocado mayor número de muertes.

El catedrático señaló que en los próximos días podría saberse si estamos ante el fin de la epidemia o se produce un rebrote, ya que en otras ocasiones este segundo pico se ha producido entre el día 60 y el 80 desde el inicio de la epidemia, y está a punto de llegarse a esta fecha.

DESCARTAN QUE PASE A HUMANOS

En cualquier caso, los expertos destacaron que la probabilidad de que esta enfermedad pase a los humanos es “nula”, ya que el virus “está completamente adaptado a los delfines” y sólo podría saltar de una especie de delfín a otra. Los humanos, comentaron, tenemos nuestro propio morbillivirus, que es el del sarampión.

El morbillivirus afecta al sistema inmune de los animales, que suelen tener infecciones “de carácter secundario”. Los delfines presentan problemas respiratorios y lesiones en los pulmones, y también en el sistema nervioso, que puede provocar problemas de orientación.

Esta enfermedad se puede controlar en otras especies con vacunación, indicó el catedrático, quien comentó que se podría hacer una vacuna para delfines en cautividad, pero que proteger a los silvestres es más complejo. Por ello, dijo, lo que se trata de hacer es conocer cuáles son los factores de riesgo que permiten que se desarrollen estas epidemias.

Los varamientos de delfines que se han producido en las últimas fechas en la Comunitat Valenciana han sido seguidos muy de cerca y analizados por el grupo de trabajo formado por expertos del Oceanográfic y del Centro de Vigilancia Sanitaria (VISAVET) de la Complutense, a través del Proyecto Sanidad Marina.

SANIDAD MARINA.

Esta alianza, según indicó García, permite “añadir un poco más de luz a las enfermedades infecciosas y toxicológicas que afectan a la fauna marina, tanto delfines como tortugas, para conocer mejor las causas de los varamientos o por qué enferman, y poder establecer medidas de contingencia o de control para evitar que sucedan o predecir cuando van a suceder”.

Se trata, en definitiva, de “entender un poco mejor qué está pasando en el mar”, y contribuir a su conservación, indicó Sánchez-Vizcaíno.

Este Proyecto Sanidad Marina, en el que colaboran expertos de primer orden de distintas disciplinas, ha permitido “diagnosticar de forma rápida, precoz, veraz y sensible” este último brote de morbillivirus, así como encontrar un nuevo herpes en delfines que ha sido descrito por primera vez, o describir los primeros casos de infección por erysipela en delfines mulares del Mediterráneo.

Al respecto, Sánchez-Vizcaíno indicó que el grupo ha creado una técnica molecular de detección del virus “cien veces más sensible” que la empleada hasta ahora, “que ha permitido detectar un gran número de casos”.

El proyecto está integrado en el contexto de la red de control de varamientos de Tortugas y Cetáceos en el litoral de la Comunitat, de la Generalitat. Tiene un laboratorio en Madrid y otro en el Oceanográfic, así como un banco de tejidos con información genética y epidemiológica.



Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>