Además, han recordado al Gobierno el compromiso con el sector turístico de reducir el tipo de IVA aplicable a las actividades turísticas, tan pronto se produzca una mejoría de la situación económica actual.

Asimismo, se ha alertado de la caída del tráfico aéreo en 2,87 millones de viajeros por la subida de tasas aeroportuarias. El sector turístico ingresó 1.800 M € menos por la pérdida de dos millones de pasajeros aéreos en los dos primeros meses del año según Exceltur. El Consejo de Turismo de la CEOE, que recuerda que el 80% de los turistas extranjeros llegan por vía aérea, solicita que no se produzcan nuevos incrementos y que se traten de reducir las tasas vigentes para 2013 para evitar que la situación siga deteriorándose, con las graves consecuencias para los ingresos y el empleo en los destinos turísticos ante las caídas de vuelos y pasajeros.

Subrayan la necesidad de que los gobiernos, tanto autonómicos como municipales, tengan en cuenta la reducción del margen económico de las empresas turísticas y no contribuyan a una mayor pérdida de su rentabilidad, incrementando o estableciendo nuevos impuestos y tasas que podrían hacerlas inviables. Y ante los rumores de una nueva fiscalidad medioambiental a nivel estatal, el Consejo de Turismo considera que esta no debería alcanzar, de llegar a realizarse, a las empresas turísticas.

turistas_impuestos

Recordando que este sector ha contribuido como ningún otro al mantenimiento de la balanza de pagos con el exterior y al empleo, afirman: “El sector, para mantener esta contribución y su competitividad no puede afrontar un incremento de la fiscalidad sobre sus actividades y sus márgenes, ya sea a nivel estatal, autonómico o local”. Solicitan que esta contribución se traduzca en mejorar la fiscalidad del sector y recuperar los importes de partidas presupuestarias que permitan una mejora de las actividades y niveles de apoyo al sector durante los años 2013 y 2014.

Además de la subida de impuestos, tasas y precios de servicios públicos, también destacan como problema fundamental que ha provocado que la crisis llegue a esta industria la restricción del crédito a empresas y familias, y su encarecimiento, que no ofrece perspectivas de mejora en 2013.

El Consejo de Turismo está detectando un afán recaudatorio sobre el sector turístico con la proliferación de nuevos impuestos, sobre todo en los ámbitos autonómicos y municipales. “En estos, los ayuntamientos están aumentando sus impuestos, tasas y precios de sus servicios públicos, asfixiando a las diversas empresas del sector. Por lo que se refiere al ámbito autonómico, cabe destacar, entre otros, la desacertada aprobación en Baleares de nuevos impuestos sobre envases de bebidas y coches de alquiler”, explican y urgen a “eliminar este tipo de políticas, ya que, de no cambiar estos condicionantes, se espera una nueva caída del PIB turístico en 2013 y la desaparición de más empresas, así como la pérdida de empleo”.

Todo ello se recogerá en un informe que van a presentar próximamente con las Acciones Prioritarias a tomar en 2013.

Estas peticiones se suman a las que, en el marco de la presentación del informe de Lookinside Travel, lanzaba la semana pasada el vicepresidente ejecutivo de Exceltur José Luis Zoreda, que pedía que no se toque al turismo, confiando en que no haya ninguna medida que pueda conllevar consecuencias negativas para la industria turística en las reformas que presentará el Consejo de Ministros el próximo 26 de abril. Esta cuestión también se la plantea Esther Mascaró en su análisis: “¿Tocarán de nuevo al turismo?”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here